viernes, 24 de octubre de 2014

“Injerencista, irresponsable e irrespetuosa” palabras de franquista Rajoy

Venezuela tachó hoy de “injerencista, irresponsable e irrespetuosa” las declaraciones del presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, al reiterar su “preocupación y de la Unión Europea” por el juicio del opositor venezolano encarcelado desde el 18 de febrero Leopoldo Torres.
El dirigente español recibió el miércoles en la sede del Partido Popular a Lilian Tintori, esposa del Coordinador Nacional del partido ultraderechista venezolano Voluntad Popular, Leopoldo Torres.
En la reunión, Rajoy, según un comunicado de la formación conservadora española, reiteró “la preocupación de la Unión Europea por el juicio” de López, así como “la necesidad de respetar la libertad de expresión y el derecho a manifestarse pacíficamente en Venezuela”. En un duro comunicado, el Ministerio de Relaciones Exteriores venezolano afirmó que estas acciones llevan a “estimular y promover una agenda política de desestabilización contra nuestro país al hacer declaraciones públicas emitiendo juicios de valor respecto a nuestro ordenamiento jurídico, vida social y funcionamiento de nuestra democracia”.
Para Caracas, “resulta inadmisible” que por su relación “con la extrema derecha venezolana”, Rajoy “se involucre en una causa judicial seguida de manera independiente y soberana en tribunales venezolanos” contra López por “delitos públicos y notorios que costaron la vida a más de 40 venezolanos, heridas a un millar, enormes destrozos y un gran desasosiego a nuestro pueblo”.
Resulta “inaceptable” que Rajoy en un acto “profundamente inamistoso hacia nuestro país, violente el principio de no injerencia y respeto a la soberanía”.
El Gobierno de Maduro señaló que con este comportamiento Rajoy y el Partido Popular reincide en la actitud “de intromisión desarrollada por el gobierno del señor Aznar en la pasada administración de este partido, cuando reconoció al gobierno de facto en Venezuela surgido del golpe de Estado perpetrado contra nuestro país en abril de 2002, que pretendió romper el hilo constitucional y sumir a nuestro pueblo en una espiral de violencia, retrogradándonos a regímenes dictatoriales como los que en el pasado padeció el pueblo español”.
Rajoy y Tintori abordaron la resolución del Alto Comisionado de Naciones Unidas de Derechos Humanos que exige la excarcelación de su esposo.
NOVOSTI